La bici que no se ve

#BicimadVisibleYa

Cuando usas Bicimad de noche tienes dos opciones, ninguna buena:

  • Poner tu bolso, mochila o bolsa de la compra en el lugar destinado a ella y convertir tu bici en invisible.
  • Llevar la carga a la espalda, colgada del brazo o del manillar para disfrutar del sudor o de la emoción de una posible caída por pérdida de equiibrio.

Además, el guardabarros tapa ligeramente la luz trasera…

Bici de Bicimad.

Ejemplar de Bicimad, desgraciadamente no único, con el portaequipajes justo a la altura de la luz delantera.

La propuesta

Poner un transportín en la parte trasera para no tapar la luz delantera y mejorar la visibilidad de la de detrás, tapada también parcialmente por el guardabarros. Se puede hacer poco a poco, actualizando las bicis según se revisen…

Ilustración realizada por Apéritiff para Microideas para Madrid: www.le-aperitif.com

#BicimadVisibleYa

¡Difunde esta idea!
¿Qué te parece esta idea?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>