Aires acondicionados excesivos

¿Tiene algún sentido que en la calle estemos a 40 grados y en el interior de trenes, autobuses, centros comerciales, bancos, tiendas, oficinas, edificios de la administración, etc. nos tengamos que poner una chaqueta por el frío que hace? Con el gasto energético, e incluso me atrevería a decir que sanitario, que conlleva es un derroche absurdo (de hecho, es la época del año con más catarros y gripes).

Y, además, ¿cuánto del calor de la ciudad se puede atribuir a todos esos aparatos de aire acondicionado expulsando aire caliente a todas horas? Por no hablar de las implicaciones medioambientales.

Existe una ley que limita la temperatura mínima de edificios de uso público, tanto privados como públicos, a 26º, pero no parece que se cumpla.

La propuesta

Que el Ayuntamiento o la Comunidad, dependiendo de quién tenga la competencia, realicen más inspecciones para que se cumpla la ley y aumenten las ayudas para la mejora de instalaciones y así facilitar que se cumpla.

 

Fotografía de Keith Williams: https://www.flickr.com/people/keithmwilliams/

¡Difunde esta idea!
¿Qué te parece esta idea?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>